Blogia
Master Hellcat

Material bdsm

La mesa

La mesa

Bueno, pues aquí está, tal y como os había prometido en algún post anterior. Ya sé que suena a tópico, pero si esta mesa pudiera hablar podría contar más de una interesante historia.

Lo mejor de todo es que ya estaba en el piso cuando lo compré. Seguro que el anterior dueño nunca pensó en lo versátil que podría ser, jaja.

Como podéis apreciar en la foto, la clave de su utilidad está en su robustez y en sus cuatro sólidas patas. No es lo suficientemente grande como para que la sumisa pueda tumbarse completamente sobre ella, pero si se sienta en uno de sus bordes más cortos y apoya los pies en el suelo, entonces sí tiene espacio suficiente como para tumbarse y estirar los brazos por encima de su cabeza para que puedan ser atados a las patas. Después basta con atar sus piernas a la altura de las rodillas o tobillo a las otras dos patas. El resto ya depende de la imaginación del Amo ;).

Hellcat

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

Nueva adquisición

Seguro que la gran mayoria de vosotros sabe de qué hablo si digo el nombre por el que se conoce a este aparato de "masaje": Magic Wand. Hay muchos videos en internet en el que pueden verse sus principales "aplicaciones".

Desde hace tiempo teníamos ganas de adquirir uno para probarlo. Los gritos y gemidos de las chicas que aparecen en los videos parecían suficiente aval como para plantearnos el desembolso de los 99,99 euros (más gastos de envío) que cuesta. "Pero eso debe de ser muy intenso, ¿no?. Sólo hay que ver cómo gritan y se retuercen", era el comentario habitual de mi sumisa.

Pues bien, ya hemos tenido ocasión de probarlo y, efectivamente, los gritos y gemidos están más que justificados. Claro que siempre es mucho mejor ver cómo tu propia sumisa grita, gime y se retuerce de placer en directo, que no unos videos en internet :p.

Hellcat

Material bdsm: Los pesos

Material bdsm: Los pesos El uso de pesos u objetos análogos también está bastante extendido en el bdsm. Suelen colgarse de las pinzas para aumentar, de este modo, la sensación que éstas producen.
Creo que es realmente interesante combinar el uso de los pesos con otras actividades. Por ejemplo, considero especialmente atractivo el uso de pinzas con pesos en los pezones mientras la sumisa es azotada o tratada con el pinwheel. De este modo, los movimientos de la sumisa provocarán el vaivén de los pesos, multiplicando sus efectos.
Podéis encontrar pesos especialmente diseñados para bdsm en tiendas especializadas. Sin embargo, hay soluciones igual de eficaces, pero más fáciles de conseguir y, sobre todo, más baratas. Los plomos de pescar son, a mi entender, la solución ideal. Yo uso plomos de 110 gramos, aunque, claro está, cada Amo deberá determinar cuál es el peso que mejor se adapta a las características de su sumisa. La amplia gama de productos de este tipo disponibles en el mercado aseguran que cada Amo pueda encontrar la solución ideal para cada caso.

Hellcat
Barcelona
26 de febrero de 2004
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

Material bdsm: La pinza de madera

Material bdsm: La pinza de madera Las pinzas son uno de los elementos más utilizados en las sesiones bdsm. Actualmente existen en el mercado múltiples tipos de pinzas específicamente diseñadas para ello. Sin embargo, pocos diseños pueden superar a la ya clásica pinza de madera de toda la vida. Este objeto, habitual en cualquier hogar, puede presumir de cumplir tres requisitos que considero fundamentales y que no todos los artículos usados en las sesiones bdsm cumplen: es fácil de encontrar, barato y versátil.
Como con todo objeto que sea susceptible de ser usado en juegos bdsm, conviene tener en cuenta algunas cosas a la hora de usarlo:

1) Elección de la pinza. Es conveniente elegir las pinzas que más se adapten a las preferencias de la sumisa, puesto que no todos los muelles hacen la misma fuerza. Se aconseja probar varias pinzas, abriéndolas y cerrándolas, hasta dar con las adecuadas.
2) Colocación de la pinza. Dependiendo de la zona donde vaya a ser colocada la pinza, son necesarias algunas consideraciones. Por ejemplo, no es recomendable pinzar con la zona situada tras el puente pues, dada la proximidad al muelle, ésta es una zona donde se ejerce mucha presión. Por otro lado, si la pinza va a ser colocada en el pezón, conviene no pinzar éste directamente, pues entonces el dolor puede ser demasiado agudo. Se aconseja pinzar la aureola, de forma que el pezón quede situado en el puente de la pinza.

De esta forma se asegura que la sumisa pueda aguantar -y disfrutar- las pinzas durante más tiempo.
Evidentemente, hago estas consideraciones a título personal y en función de la experiencia adquirida, lo cual no quiere decir que sea la única forma de usar las pinzas. Cada cual debe hallar la forma que mejor se adapte a su sumisa.

Hellcat
Barcelona
16 de febrero de 2004

Material bdsm: El pinwheel

Material bdsm: El pinwheel El instrumento que veis en la foto es un pinwheel. Su uso es muy simple: basta con hacerlo rodar sobre el cuerpo de la sumisa.
Pese a su aspecto intimidatorio, os aseguro que el pinwheel no es un instrumento peligroso. Es virtualmente imposible que los pinchos se lleguen a clavar, ya que al haber siempre varios de ellos en contacto con la piel, la presión ejercida por el conjunto es lo suficientemente pequeña como para evitarlo.
La sensación que se consigue con el pinwheel varía en función de la presión ejercida por el Amo, la zona de aplicación y la velocidad con la que se haga rodar por el cuerpo.
Este instrumento tiene mucha aceptación entre las sumisas. Para aquéllas que disfrutan con las sensaciones físicas o que les guste un poco de dolor, el pinwheel será un gran descubrimiento. Sin embargo, también puede usarse de forma suave para proporcionar un placentero masaje. En resumen, os garantizo que con el pinwheel descubriréis un mundo de nuevas sensaciones.

Hellcat
Barcelona
29 de enero de 2004
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres